Rinoplastia

La rinoplastia es la cirugía encaminada a armonizar la nariz bajo el punto de vista estético, y desde el punto de vista funcional a la mejorar la función respiratoria. La rinoplastia es uno de los procedimientos quirúrgicos más frecuentemente realizados en cirugía plástica.

tratamiento de rinoplastia en modern spa esthetic

El candidato ideal para una rinoplastia

El candidato ideal es aquel paciente que desea mejorar su arquitectura, y que sus expectativas sean realistas, sano y psicológicamente estable.

Entre las indicaciones principales para ser intervenido de rinoplastia destacan:

  • La nariz larga
  • Cuando se observa una giba en el dorso nasal de perfil.
  • Nariz demasiado ancha en la visión frontal.
  • Cuando la punta nasal esta caída, es gruesa o ancha.
  • Cuando los orificios nasales son muy anchos.
  • Cuando la nariz esta desviada y quebrada.
  • Cuando una herida o traumatismo han alterado la morfología nasal.

Planificación de la intervención: estudio fotográfico

Realizaremos fotografías que sirvan de estudio y planificación de la cirugía. Estudiaremos el grosor de la piel, las asimetrías, las características de los cartílagos nasales, la proporción de la arquitectura facial etc. etc.

Es necesario informa en el caso de haber sufrido traumatismos nasales, de alergias, dificultad en la respiración, si es fumador/a y de la toma de medicamentos.

La intervención

La rinoplastia se realiza en régimen ambulatorio, volviendo el paciente a su casa el mismo día de la intervención. No obstante en casos más complejos es preceptivo el ingreso hospitalario por un periodo estimado de 24 horas.

Una rinoplastia suele durar entre 1 y 2 horas, aunque en casos complejos puede llevar más tiempo. Durante la cirugía, la piel de la nariz se separa de su soporte, compuesto por hueso y cartílago, que es esculpido con la forma deseada. Finalmente la piel es redistribuida sobre este nuevo soporte. Muchos cirujanos plásticos realizan este procedimiento desde dentro de la nariz, haciendo unas pequeñas incisiones en el interior de los orificios nasales; otros prefieren hacer una rinoplastia abierta, sobre todo para los casos más complejos, en la que se realiza una pequeña incisión en la columela.